Rechazamos la intervención de los organismos financieros internacionales y Bancos Privados en la determinación de las políticas para la Educación Superior

La Educación Superior es un derecho social y un bien público que deben establecer los Estados con sus comunidades y no son un bien transable.
Desde la UTE manifestamos nuestro apoyo a las comunidades Educativas y Científicas, Rectorados y Consejos Directivos que se oponen a la decisión del Instituto de la Unesco para la educación superior en América Latina y el Caribe de asociarse con bancos y organismos iberoamericanos para definir el temario regional de cara al foro mundial en la materia.
Ya sabemos cuáles son sus objetivos y modelos mercantilistas, excluyentes  y neoliberales que se expresan en materia de políticas Universitarias y formación docente. Manifiesta claramente estas intenciones el texto de “Profesores excelentes” utilizado para imponer la Unicaba hace 3 años a espalda de toda una comunidad de docentes, estudiantes y sindicatos. Su versión hegemónica y eurocentrista de la ciencia y su modelo de evaluación estandarizadas son afirmaciones con las que nos manifestamos en contra.
Un debate serio respecto de los problemas en esta materia debe contener la voz de los protagonistas que se basan en el derecho al acceso a este nivel educativo y no el perfil bancario que persigue una meta de ganancia financiera
Por todo lo afirmado expresamos nuestro repudio a esta decisión.
A 72 años de la instauración de la Gratuidad Universitaria ratificamos nuestra lucha Por más y mejor Educación Pública y el derecho Social a la Educación Superior.
X